fbpx
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Suscríbete a nuestro RSS Síguenos en Instagram Suscríbete a nuestro RSS
+34 976 207 363

Lujuria es… San Juan de la Cruz

Y Santa Teresa también, claro que sí. Y es que nuestros místicos no encontraron mejor manera de contar al resto de los mortales la tremenda experiencia de su unión con Dios que compararlo con un encuentro sexual de alto voltaje.

No hay más que ver cómo Bernini representó a Santa Teresa en pleno éxtasis místico, el momento en el que el ángel la atraviesa con una flecha que simboliza el amor de Dios. Lo único que conocía el escultor que se pudiera comparar con las descripciones de la santa era el orgasmo, y así la vemos, abandonándose, con los ojos en blanco, gimiendo de amor por Dios. No es extraño que estuviera deseando morir para que esa unión fuera eterna:

Ven, muerte, tan escondida

que no te sienta venir,

porque el placer de morir

no me vuelva a dar la vida.

Y lo mismo San Juan de la Cruz, que escribe los versos más llenos de amor y erotismo de historia de la literatura en español: el “Cántico espiritual”. El alma (él mismo) y el Amado (Cristo) han vivido un maravilloso encuentro, cuando de pronto ésta se encuentra sola y dice:

¿Adónde te escondiste

Amado, y me dejaste con gemido?

Como el ciervo huiste

habiéndome herido,

salí tras tí clamando y eras ido.

El Alma pregunta a todas las criaturas que se encuentra en su camino:

Y todos cuantos vagan

de tí me van mil gracias refiriendo.

Y todos más me llagan,

y déjame muriendo

un no se qué que quedan balbuciendo.

Un no sé qué que quedan balbuciendo”. ¿Existe un verso que refleje mejor la expresión de santa Teresa en esta escultura? Ese perder el sentido que se experimenta en el orgasmo lo expresan nuestros místicos mejor que ningún poeta que haya hablado del amor humano.

Mi amado, las montañas,

los valles solitarios, nemorosos,

las ínsulas extrañas,

los ríos sonorosos,

el silbo de los aires amorosos.

La noche sosegada

en par de los levantes del Aurora.

La música callada,

la soledad sonora,

la cena que recrea y enamora.

¿Os imagináis a este austero fraile castellano escribiendo estas cosas? Pues poco a poco va subiendo de tono.

Allí me dio su pecho,

allí me enseñó ciencia muy sabrosa,

y yo le dí de hecho

a mí, sin dejar cosa;

allí le prometí de ser su esposa.

Y muchas otras cosas que no pondré aquí, pero que podéis encontrar si pincháis en este enlace y leéis el Cántico espiritual. Os aseguro que disfrutaréis de algunos de los versos de amor y erotismo más hermosos que hayáis leido nunca.

Y si queréis más lujuria no os podéis perder, este mes de enero, nuestras CENAS LUJURIOSAS.

Cuándo – Martes 19 , 22 y 26 de enero a las 21’15

Precio – 26 € por persona

Dónde – La Zarola, Calle de San Miguel 35

Más información y reservas – Llamando al 976207363 o entrando aquí

Y si queréis leer más…

Lujuria es… Liz Taylor

Lujuria es… Olympia

Lujuria es… Marilyn Monroe

Pecadores encantadores – Rebeca y la lujuria

Lujuria es… el jamón

Lujuria es… el champagne (francés, bien sûr)

Lujuria es… sexo en Nueva York

Lujuria es… unas piernas de cinco millones de dólares

Lujuria es… el Bulli

Lujuria es… Venus

Lujuria es… el teatro chino de Manolita Chen

Lujuria es… Sodoma y Gomorra

Lujuria es… el “gabinete secreto” de Nápoles

Lujuria es… Marlon Brando

Lujuria es… Sofía

Lujuria es… la guerra de los biquinis

Lujuria es… el biquini

Lujuria es… El Plata

Lujuria es… Zeus y sus chic@s

Lujuria es… la Lollo

Lujuria es… pecado

Lujuria es… San Juan de la Cruz


22 respuestas a “Lujuria es… San Juan de la Cruz”

  1. […] Lujuria es… San Juan de la Cruz […]

  2. […] Lujuria es… San Juan de la Cruz […]

  3. […] Lujuria es… San Juan de la Cruz […]

  4. […] Lujuria es… San Juan de la Cruz […]

  5. […] Lujuria es… San Juan de la Cruz […]

  6. […] Lujuria es… San Juan de la Cruz […]

  7. […] Lujuria es… San Juan de la Cruz […]

  8. […] Lujuria es… San Juan de la Cruz […]

  9. […] Lujuria es… San Juan de la Cruz […]

  10. […] Lujuria es… San Juan de la Cruz […]

  11. […] Lujuria es… San Juan de la Cruz […]

  12. […] Lujuria es… San Juan de la Cruz […]

  13. […] Lujuria es… San Juan de la Cruz […]

  14. […] Lujuria es… San Juan de la Cruz […]

  15. […] Lujuria es… San Juan de la Cruz Share this:StumbleUponDiggRedditMe gusta:Me gustaBe the first to like this. […]

  16. […] Lujuria es… San Juan de la Cruz […]

  17. […] Lujuria es… San Juan de la Cruz Share this:StumbleUponDiggRedditMe gusta:Me gustaBe the first to like this. […]

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  • Los castillos del Loira

  • Carrito

  • Suscríbete a nuestro boletín

  • #ZARAGOZA ANTIGUA - ¿Veis algo raro en esta foto? Pues bien, es un castillo que construyó Ricardo Magdalena para las fiestas del Pilar de 1904 por encargo del Ayuntamiento, para hacer un simulacro de incendio que los bomberos tenían que apagar ante el público. Sin embargo, la oposición de la Real Sociedad Económica Aragonesa de Amigos del País y de la opinión pública, que pensaba que aquello podía ser peligroso (los cables del tendido eléctrico estaban muy cerca, p.ej.) y molesto, consiguieron evitar la quema. Como ya estaba a medio construir el Ayuntamiento decidió acabarlo y utilizarlo como escenario de los fuegos artificiales de aquellas fiestas, y unos días después, el 23 de octubre, fue testigo de excepción de la inauguración del monumento a los mártires de la Religión y la Patria, que es lo que se ve en la foto. Como vemos, ya por entonces el Ayuntamiento tenía ideas "de bombero", valga la redundancia en este caso.
    EL PALACIO DA PENA, EN #SINTRA
    ¡¡¡Buenas noches desde #Zaragoza!!!
    TAL DÍA COMO HOY... En 1872 se inauguró el Metropolitan Museum of Art de Nueva York, el Met para los amigos. Desde entonces ha ido formando una colección absolutamente extraordinaria, llena de obras maestras desde la Antigüedad hasta el siglo XX, con departamentos de pintura, escultura, arqueología, fotografía, moda, decoración... y todo lo que os podáis imaginar. Si hay un museo enciclopédico, ese es el Met.
    TAL DÍA COMO HOY... En 1927 nació Sidney Poitier, el primer actor negro que ganó un Óscar (antes lo había ganado la actriz Hattie McDaniel por su papel de Mamita en "Lo que el viento se llevó"). Ocurrió en 1963 y tuvo un enorme valor simbólico, pues tuvo lugar en plena lucha por los derechos civiles de los negros en Estados Unidos. Unos años después participó en una de mis películas preferidas, ese alegato contra el racismo que se titula "Adivina quién viene esta noche", en la que unos padres liberales (él, director de un periódico en San Francisco; ella, dueña de una galería de arte) se ven enfrentados a una situación imprevista y de entrada reaccionan como nunca se habían imaginado que lo harían: su hija les presenta a su novio y resulta que es negro. ¿Cómo acaba la cosa? Pues bien, porque aunque hay un momento en que parece que va a terminar como el rosario de la aurora al final triunfa el amor. ¿Hace mucho que no la veis? Pues ese monólogo final de Spencer Tracy (que estaba muy enfermo y a punto de morir), con Katharine Hepburn con los ojos llenos de lágrimas, es de lo mejor que dos actores han hecho nunca, y al mismo tiempo está lleno de dignidad y de estupendas lecciones para la vida, así que... ¿qué más se puede pedir?
    UNA MARAVILLA EN #BOLONIA - EL LLANTO SOBRE CRISTO MUERTO DE NICCOLÒ DELL'ARCA
  • Celebra el año Picasso con nosotros

  • Categorías del producto

  • Calle San Agustín 27-29, 50002 Zaragoza
    Teléfono 976 20 73 63

    Aviso Legal | Condiciones Generales | Política de Privacidad | Política de Cookies

    Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Suscríbete a nuestro RSS Síguenos en Instagram Suscríbete a nuestro RSS

    Copyright © 2018 Gozarte | Todos los Derechos Reservados | Desarrollo web analiZe